BiBo Madrid, el “capricho” de Dani García

Publicado el 20/09/2016 por Ángeles Cosano - Comentarios (0)

COCKTAIL DE BOGAVANTE_BIBO

El perfil más asequible de la cocina de Dani García llega a Madrid rebosante de duende andaluz e influencias foráneas.

“Es el restaurante que haría para mí mismo”. Así le gusta definir al biestrellado chef Dani García el concepto BiBo Andalusian Brasserie & Tapas, puesto en marcha hace dos años en Marbella y que recientemente ha abierto sus puertas en el ajetreado eje financiero de la Castellana como BiBo Madrid, con una carta extensísima, fruto de sus raíces andaluzas, de sus viajes y de su pasión por la cocina francesa, italiana, japonesa o peruana.

Como novedad en Madrid, uno de los grandes productos fetiche de Dani García: el atún de almadraba, mediante platos preparados en vivo y en directo como el tartar de toro, el tataki XL con pico de gallo, nori frito y salsa agridulce o el carpaccio con AOVE y soja blanca; además de un amplio apartado “Charcuterie” dedicado a embutidos caseros como sarta de chorizo ibérico secada en brasero de leña de encina, fuet a la cerveza negra, chicharrón de Cádiz… y quesos andaluces.

En BiBo Madrid también podrás deleitarte con platos icónicos de la cocina de Dani como el gazpacho de cerezas, la tapa de yogur de foie y el milhojas de queso y foie; sin dejar de lado el brioche de rabo de toro, la ensaladilla rusa con huevos fritos de codorniz, la lubina en adobo o sus croquetas hechas con la tempura propia de la fritura andaluza, junto a nuevas propuestas como el Baby Hot Dog, elaborado con su mítico pan de brioche.

En este avasallador suma y sigue destacan otros sugerentes apartados como el deBrioches y Tapas”, con delicias como la patata rellena de la feria de Málaga o el gazpacho verde de aguacate; sopas frías, ensaladas y platos “Verde que te quiero verde”, como el salmorejo de centollo y la burrata con guacamole, edamame y nachos; “Oyster & Raw Bar”, con propuestas frías como la flor de lubina o la gamba blanca con vieira; y, por supuesto, “La fritura andaluza”, con su crujiente tortilla de camarones o sus espectaculares croquetas de jamón y tinta de chipirones.

La esencia andaluza también se palpa en su carta de vinos, con cerca de 500 referencias de distintas regiones productoras del mundo, y una selección de 60 vinos de Jerez (entre finos, manzanillas, amontillados, palos cortados, olorosos, moscateles y Pedro Ximénez), todos ellos procedentes de pequeños productores poco conocidos y disponibles por copas. Y hasta en su carta de cócteles, diseñada por el bartender Héctor Henche, también revolotea el duende andaluz con tentaciones cocteleras tan atractivas como el Road to Jerez (con jarabe de cerveza a la naranja, oloroso y limón), el Silky Martini (con tomate cherry, fino, limón, vainilla y rosas) o el Rebujito de frutos rojos.

Precio medio:45€

Añade tu comentario