Aire “planea” en Madrid

Publicado el 22/03/2015 por Ángeles Cosano - Comentarios (0)

Aire Restaurante

Las aves de corral asadas con carbón de encina y sarmientos conforman las señas de identidad de esta nueva rôtisserie.

Si te gusta el pollito coquelet, la perdiz, la codorniz, el pichón, el gallo, el pato… tienes fácil recordar el nombre de esta nueva rôtisserie, Aire, especializada en estos manjares alados criados en granjas francesas y españolas “éticas y sostenibles”, que son asados en su jugo con brasas de carbón de encina y sarmientos, acompañados de diferentes guarniciones para elegir (patatas ratte mediterráneo, escalivada a la brasa, patatas fritas, verduras al vapor o ensalada), así como salsas (barbacoa coreana, la thai picante, curry amarillo, provenzal o soja, miel y sésamo).

Un singular proyecto puesto en pie en Madrid por la pareja formada por Erika Feldmann e Ignacio González-Haba, con el objetivo de “recuperar los sabores de la infancia, esa manera de vivir y esa manera de cocinar. Ese es nuestro compromiso”, según confiesa la propia Erika. Un forma de entender la vida que también tendrán su réplica en los dos próximos locales que pronto verán la luz: Mar y Tierra.

Entre las propuestas ofrecidas en Aire podrás deleitarte con un foie entero con manzana caramelizada, ensalada tibia de perdiz, croquetas de ave, alitas de pollo de corral con salsa coreana, codorniz en tempura picante, arroz meloso de pato canetón o huevo de la Vera cocinado a baja temperatura con papada ibérica y corazones de alcachofas. En plan cuchara, no pierdas de vista sus garbanzos con oca guisada en caldo de jamón, las pochas con pichón o las lentejas con perdiz. De postre, el “vuelo” se dirige hacia la tarta de manzana o limón y su mousse de chocolate.

Para beber dispones de una amplia oferta de vinos biodinámicos franceses y españoles (entre 14 y 34€ la botella), con la ventaja de poder disfrutarlos también por copas.

En línea con su filosofía, parte de los beneficios del restaurante serán destinados a desarrollar un proyecto de granja propia con el fin de suministrar tanto a su cocina como a sus clientes, quienes podrán adquirir estas delicias aladas para llevar a casa.

Precio medio: entre 35-40€.

Añade tu comentario