San Sebastián, con mucho gusto

Publicado el 7/09/2018 por Ángeles Cosano - Comentarios (0)

Santa Clara e Igeldo desde La Concha

Más allá de sus famosas barras de la parte Vieja, San Sebastián encierra una oferta gastronómica inigualable. On egin!!

Volver a San Sebastián y plantearte la duda, una vez más, de ¿por dónde empezar? está siempre unido. Conocer y saborear con los cinco sentidos el ADN donotiarra de su amplísima oferta culinaria, más allá de las celebérrimas barras de la parte Vieja, es pura emoción.

Para ayudarte en tan deliciosa tarea, aquí tienes nuestros 10 locales favoritos, un suma y sigue a nuestro anterior ranking publicado en esta misma web:

Restaurante Saltxipi

Su riquísima cocina vasca 100%  y disponer de una de las terrazas más preciosas de Donostia son los principales ingredientes del éxito de Saltxipi. Un logro en el que, día a día, Jon Ortega, formado en la escuela de Karlos Arguiñano, junto con su hermano Gorka, demuestran que la tradición familiar tiene un recorrido más que prometedor. En su top ten, txangurro al horno, almejas a la marinera o la plancha y el foie fresco a la plancha con mermelada de manzana. De postre, no puedes perderte su torrija caramelizada con helado de queso.

Restaurante Zelai Txiki

Por su ubicación, en la falda del monte Ulía, este restaurante comandado por Juan Carlos Caro, en cocina, y su esposa Eva Hernández, en sala, puede presumir de brindar una de las terrazas con mejores vistas de Donostia. Y además magnífico pan de masa madre elaborado en horno de leña diariamente, una cocina de sabores tradicionales con ciertos toques de modernidad y una preciosa bodega ubicada a la vista en el propio comedor. Tus papilas gustativas se emocionarán con su gloriosa ensalada de bogavante con helado de aguacate; la txistorra ibérica, realizada con presa y panceta o la ensalada de chipirón de anzuelo, piperada y helado de tomate; sin perder de vista las kokotxas de merluza rebozadas o al pil pil o el rape asado a la parrilla. Capítulo aparte merecen sus carnes, con el chuletón de vaca vieja, el cochinillo de Segovia, el cordero lechal churro de Burgos o el pichón de Bresse asado con su demi-glace como grandes estrellas.

Bar Bergara

Parada obligatoria sí o sí, en el siempre atrayente barrio de Gros. Auténtico espectáculo en materia de cocina en miniatura, avalada por multitud de premios. Entre sus impresionantes pintxos, alcanzarás la gloria con Txalupa (setas, langostinos, nata y cava sobre hojaldre con queso gratinado), Itxaso (rape y gambas con crema de puerros al txacoli), Gratinado de pisto con hongos, salsa mouselina de ajo y virutas de ibérico o la falsa lasagna de anchoas (pan de molde tostado, pisto y anchoas marinadas con vinagre balsámico.

Bar La Espiga Jatetxea

Avalado por una cocina vasca casera, La Espiga Jatetxea se ha convertido con el devenir de los años en una institución culinaria del centro donostiarra –muy próximo a la playa de La Concha– que ya sólo por degustar sus espectaculares gambas en gabardina, los morros de ternera en salsa o las albóndigas de la amatxo merece una obligada visita. Tampoco se quedan atrás su arroz con almejas, el cogote de merluza a la plancha, sus cremosas croquetas y la tentadora batería de pintxos fríos a la que no podrás resistirte.

Botanika Kafe

Un lugar muy, muy especial, junto al río Urumea, concretamente en el Paseo Árbol de Gernika, con una cocina desenfadada con ciertos toques internacionales y un precioso jardín en el que podrás pasar horas y horas. Humus con pan árabe, paté de zanahoria, avellana y miso blanco con nachos o el paté sirio de pimientos rojos, nueces y especias conforman parte de su propuesta para el picoteo. En plan más contundente, nada mejor que sus brochetas de pollo de caserío con salsa satai, la hamburguesa de 200 grs de ternera Eusko Label o el pulpo a la plancha con patata ecológica.

Bar Koh Tao

Pionero en marcar tendencia en materia de locales vintage en Donostia, hoy continúa siendo un más que acogedor refugio tanto matutino como vespertino. Sus extraordinarios cafés, batidos, tostadas con aceite y tomate, tartas, pasteles… harán que te sientas como en casa. Nunca defrauda.

Café de La Concha

Con ese donaire, por el que no pasa el tiempo, se mantiene este emblemático local y su impresionante terraza ubicada en la mismísima bahía de La Concha. Un enclave excepcional para saborear con deleite una buena cerveza, una copa de vino o por qué no el primer gin tonic de la tarde. Disponen de una amplia carta de platos combinados.

Pastelería Oiartzun

Sencillamente irresistible. Desde sus milhojas, croissants, pasteles vascos elaborados con pasta de almendra con crema y almendra molida, cigarrillos y tejas de Tolosa, tartaletas de limón y merengue y brioches hasta sus trufas de infinidad de sabores y tabletas de chocolate con frutos secos. Toda la bollería está horneada diariamente en su propio obrador al más puro estilo francés.

Aitor Lasa

De casta le viene al galgo. Los padres de Aitor se dedicaban a la elaboración y venta de productos de caserío, de ahí su firme compromiso por mantener la apuesta por alimentos artesanos, especialmente hacia los pastores elaboradores de quesos con leche cruda de oveja Latxa bajo la DO Idiazábal, procedentes de Urbasa y Araia. También podrás adquirir un amplio surtido de legumbres, frutas y verduras de temporada, setas y hongos frescos, embutidos ibéricos, conservas, aceites y vinos muy singulares.

Gu San Sebastián

Coctelería, gastrobar e incluso discoteca, situada en la planta superior del Club Náutico, desde cuya terraza al caer la tarde podrás disfrutar de unas sensacionales vistas de toda la bahía, mientras degustas un buen gin tonic o un más que apetecible cóctel. Mejor colofón del día para tanto disfrute, no se puede pedir.

On egin!!

Añade tu comentario